Los diabéticos pueden comer Piña

Antes de dar una respuesta de si los diabéticos pueden comer o no piña, quiero repasar un poco acerca de las propiedades y beneficios que resulta consumir piña en nuestra dieta alimenticia.

La piña, es una fruta originaria de Brasil y Paraguay, pero debido a su facilidad de adaptación se cultiva en casi todo el mundo, esta fruta bastante versátil, tiene numerosas propiedades y beneficios para nuestro organismo.

Dentro de sus propiedades y beneficios podemos mencionar:

  • Es rica en hidratos de carbono
  • Posee vitaminas A, B y C, haciéndola poseedora de antioxidantes y combatiente de radicales libres.
  • Esta compuesta de 85% de agua, lo cual al consumirla te mantendrá hidratado.
  • Tiene propiedades antiinflamatorias
  • Contiene fibra
  • Es diurética y antiséptica
  • Fortalece el sistema inmunológico
  • Es anticoagulante
  • Es excelente cicatrizante
  • Es un buen digestivo, por contener una encima llamada bromelia, encargada de activar la digestión en nuestro organismo.
  • Y muy recomendada en las dietas para perder peso.
  • Ahora bien ya expuesto todos los beneficios nutricionales y medicinales de la piña, vamos a abordar el tema que hoy les traigo.

Recordemos que las personas diabéticas se dividen en diabéticos tipo 1 que son aquellos que su páncreas no les funciona de manera correcta en la producción de insulina y su tratamiento radica en inyectarse dosis diarias de insulina; y mas adelante tenemos a los diabéticos tipo 2 que en ellos el páncreas al principio puede producir insulina pero luego sino es tratada como corresponde pueden desarrollar una resistencia a la misma.

Las personas con diabetes si pueden comer piña, pero de nuevo hacemos la separación entre diabéticos 1 y 2; en las personas tipo 1, como la piña contiene hidratos de carbono, esta debe tomar en cuenta su consumo por gramos; ejemplo 100 grs de piña ( 1 ración) equivalen a 11 grs de hidrato de carbono o azúcar, aunado que esta tiene fibra, y todas las vitaminas y minerales que ya les explique al principio, todo eso debe ser previamente contabilizado por el paciente tipo 1 , para evitar que si come mas de 1 ración se le dispare los niveles de glucosa en sangre.

En los pacientes tipo 2, como ellos no requieren en su principio de insulina, también pueden comer piña, siempre y cuando sus cantidades sean moderadas, porque como una de los beneficios de la fruta ya mencionada es la fibra, esta pasa al torrente sanguíneo de una manera muy lenta, por lo cual se les recomienda, consumirla al final de la comida, como postre.

Esta fruta resulta ser muy beneficiosa para todo el mundo, pero en especial para las personas que tienen diabetes, ya que necesitan mayor fuente de antioxidantes, vitaminas y minerales, para fortalecer su sistema inmunológico, y que les ayude a combatir mediante sus propiedades cualquier infección que les ataque, porque los diabéticos sino llevan una dieta sana se va deteriorando su calidad de vida. Es por ello que esta fruta en si es más necesaria para los diabéticos que para las que no tienen esta enfermedad, sin embargo es buena incluirla en nuestra dieta, tengamos diabetes o no.